PARROQUIA NUESTRA SEÑORA DE LOS DOLORES
 
gallery/dscn0758

DIÓCESIS DE LA DORADA GUADUAS

PENSILVANIA CALDAS

gallery/dscn0608
gallery/dscn0617

MINISTERIO DE MÚSICA

"El que canta ora dos veces"

QUÉ ES Y QUÉ NO ES UN MINISTERIO DE MÚSICA.

El ministerio de música depende de la necesidad del grupo de oración o de la asamblea que requiere este servicio. Por esta razón dependiendo de lo anterior éste puede ser numeroso o no;  incluso el ministerio de música, puede integrarlo una sola persona.

El canto debe ir siempre en función de la oración y no la oración en función del canto. No hay que olvidar que la función del ministerio es llevar la asamblea a tener una experiencia del Dios vivo, por lo tanto todo lo que favorezca al cumplimiento de éste objetivo deberá fomentarse, así como todo lo que dificulte deberá  suprimirse.

A diferencia de los otros grupos musicales (comerciales),  el ministerio no tiene como fin provocar sentimientos gratos, ni la constante innovación de cantos, arreglos y voces, menos buscar ser profesionales sólo para lucirse, para ser escuchados, ni para acaparar la atención.  Su objetivo es:

Facilitar un encuentro personal con Dios a los participantes de la asamblea de oración por medio del canto y de la música.

El ministerio de música en sus ensayos procura estar de acuerdo en algunos aspectos musicales como:

Afinación de instrumentos, tono de los cantos, arreglos vocales e instrumentales, etc.  Estos aspectos son importantes no sólo para  no equivocarse al estar cantando, sino para no distraer la atención de la asamblea con errores que se puedan evitar, facilitando así la apertura de los corazones a la acción de Dios y al encuentro personal con Él.  Por lo tanto el ministerio de música, más que buscar la perfección musical debe buscar la manera de ser vehículo que facilite el encuentro con Dios.

El ministerio no necesita sacar a nadie del aburrimiento, sin embargo debe utilizar cantos adecuados para poder alabar a Dios en los diferentes tipos de oración con cantos apropiados.

A diferencia de otros grupos, el ministerio no tiene por objetivo generar sentimientos y sensaciones gratas, lo importante es saber guiar la asamblea a una alabanza que aunque comunitaria, es personal en cada uno de los participantes.

El ministerio que se reúne y convive no es un club social, más bien es una comunidad de servicio que responde a una misión encomendada por el Señor, la cual hay que cumplir con responsabilidad como quien lleva el mensaje de Gracia, sabiendo que hemos sido elegidos para este fin.

Si Dios te ha dado carisma para el canto, anímate a servir al Señor en tu parroquia animando el canto litúrgico en la sagrada Eucaristía.

gallery/maxresdefault-1_d200
gallery/salmo-100-s